Setas ¡Llegó la temporada!

Ya hace unas semanas comenzó la temporada de setas, otro año más llega retrasada por la falta de lluvias en el verano, más concretamente en el mes de agosto.
Como cada año llegadas más o menos estas fechas, el monte se convierte en "público", nunca mejor dicho. Los aficionados a esto de las setas salen a la captura de estos preciados regalos de la naturaleza. Lo bueno es que cada año se recolectan más tipos de setas diferentes. Hace unos años atrás los rebollones, junto con las setas de cardo, las de chopo y los champiñones silvestres, eran las más recolectadas. Hoy en día, se empiezan a reconocer alguna seta más, como puede ser las colmenillas, las llanegas, los pies azules, los fredolics, los boletus, las pleurotus, patas de perdiz y alguna que otra más.
Pero el rey en la comunidad valenciana sigue siendo el Esclata-sangs, Rovellons, Níscalos o Pebrazos, que son los nombres más populares que recibe este tipo de hongo  aunque su nombre científico sea menos conocido, Lactarius delicius.
Este crece en pinares y bosques mixtos  es una seta que se oxida rápidamente, adquiriendo un color verdoso cardenillo o incluso cuando pasan varias horas después de su recolección. A nivel culinario hay gente que le gusta más que a otros, pero la mayoría lo consumen a la plancha, frito con ajos o en guisos de carne.
Yo hace unos años aprendí a recolectar una seta que hasta día de hoy me vuelve loco por ser un bocado meloso, suave y muy aromático. Estoy hablando de una seta de la familia de las Tricholoma, la Tricholoma terreum. En Cataluña se las llama Fredolics, pero también reciben el nombre de Negrillas, Ratones o Setas de Pino según el lugar.
Si vais por el monte y os encontráis con una de las alfombras que aveces forman estas setas alucinareis, se puede recolectar una cesta en un momento. Suelen salir en el borde de los pinares y en las zonas de claros del bosque hasta el principio del invierno.
Son fácilmente reconocibles, sobre todo por su fragilidad. Su sombrero puede llegar a medir los cinco centímetros  es de forma convexa al principio de su vida, luego se va aplanando. Su superficie es de un color gris ratón con el centro más oscuro y palideciendo hasta el margen.


Las laminas inferiores son escotadas de color blanquecino cuando son jóvenes y se vuelven más grisáceas de viejas. El pie es de color blanco o un poco grisáceo y cilíndrico  La única precaución es no confundirla con la Tricholoma pardinum, que es de mayor tamaño, con un un pie grueso y sombrero recubierto de escamas oscuras de crecimiento concentrico, esta variante si que es toxica y puede ser hasta mortal.
Los Fredolics, como a mi me gustan llamarlos, es una seta que tolera enormemente bien el frío, de difícil limpieza ya que como hemos dicho anteriormente es muy frágil.
Si os aventuráis a descubrir esta seta, os aconsejo que la cocinéis tanto en guisos con carne, como con legumbres e incluso en alguna sopa, dan un sabor espectacular.

Enlaces de interés:
Cazadores de Bolets


No hay comentarios:

Publicar un comentario